Seleccionar página

Tiempos de pandemia: Menú menos cargado y más económico

Tiempos de pandemia: Menú menos cargado y más económico

A casi un año de ini­ciar la pandemia del Covid-19, la falta de movilidad económi­ca, nos obliga a to­mar cambios en nuestros hábitos alimenticios, especialmente por la reducción de presupuesto, que incide en el ajuste de en la com­pra de productos de la canasta fa­miliar.

A la hora de realizar sus com­pras en los puntos de venta de alimentos, ya sea colmados, mercados o supermercados, es importante comprar estrictamen­te lo necesario, hacer preparacio­nes menos elaboradas y simplifi­car el menú de cada día. Estamos en tiempos de aprovechar al máximo todo lo que esté en la ne­vera o en la despensa, aprender a reciclar, sacar partido a todo lo que cocinamos.

A continuación, presentamos opciones fáciles y prácticas.

Lo primero a tomar en cuenta son las frutas de temporada, por la frescura y mejor calidad-precio, en esta época encontramos piña, lechosa, guineo, fresa y sandia, muy apropiadas para el desayuno o merienda.

 Es importante tener siempre leche, para tomar fría o calien­te, hacer chocolate o mezclar con avena o harina de maíz o tam­bién para hacer batidas con fru­tas.

La harina de maíz, resulta eco­nómica y nutritiva, puede consu­mir dulce o salada, en bollos o re­llena con carnes o jamón, queso o vegetales.

Los víveres que están a mejor precio en el mercado son auya­ma, yuca, papa y guineítos, ideal para cualquier hora del día, pue­de acompañar con huevo, jamón, salchicha, salami, queso, carne, entre otros.

El arroz acepta infinidades de combinaciones con vegetales, le­gumbres, huevos y carnes, siem­pre tenga arroz blanco cocido disponible en la nevera, ya que puede improvisar una comida rá­pida.

 Por ejemplo, puede sofreír ce­bolla con ajíes o pimientos de co­lores incorporar lo que tenga, tro­zos de pollo asado desmenuzado, o salchichas picadas, huevos her­vidos o revueltos, luego de 5 mi­nutos añadir el arroz blanco, ro­ciar ligeramente con un chorrito de agua, remover y tapar por 5 minutos más y luego servir.

Otras opciones para añadir al arroz blanco cocido:

Guisantes o petit pois, zanahorias cocidas y picaditas, tomates pi­cados, puerro, perejil o cilantro, también puede dar un toque de sabor con salsa de soya.

Si desea dedicar poco tiempo a la elaboración de platos en la co­cina, haga unas habichuelas com­puestas, con carne ahumada o fresca en trocitos, incorpore au­yama, papas y zanahorias pica­das y obtendrá un rico guiso, sin necesidad de sofreír. Lo primero que debe hacer es sudar las car­nes con ajo, orégano, cítrico li­món o naranja agria, sal al gus­to y verduras o recaito, luego de 15 minutos de hervir, eche agua y los vegetales o vivieres picados, cuando estén blandos, añadir las habichuelas blandas y rectificar la sal, dejar hervir a fuego medio, hasta espesar a su gusto servir co­mo plato único o acompañar con arroz blanco.

Opciones de habichuelas: blancas, rojas, jiritas o negras, también podría utilizar garban­zos o lentejas y añadir los víveres que desee de acuerdo a su gusto o presupuesto.

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

G R U M E D

G R U M E D

Orientación Médica en la Radio

Orientación Médica TV

Orientación Méd. Legal

Orientacion Medica TV