El serbio Novak Djokovic (n.1) recuperó el brillo en lo que fue su partido número 100 en Melbourne Park, tras superar al argentino Tomás Martín Etcheverry (30) por 6-3, 6-3 y 7-6(2) en dos horas y 28 minutos de lucha, que le fueron suficientes para conseguir el billete para los octavos de final del Abierto de Australia.