Seleccionar página

El Pacto Verde: compromiso ineludible tras la muerte de Orlando Jorge Mera

El Pacto Verde: compromiso ineludible tras la muerte de Orlando Jorge Mera

ras la muerte del ministro de Medio Ambiente, Orlando Jorge Mera, el pasado 6 de junio, representantes de los sectores social, religioso y empresarial ligados al tema ambiental se preguntan qué rumbo tomará el Pacto Verde por el Desarrollo Sostenible que sirve como base para la Mesa Temática sobre Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático.  

Así lo expresaron en el Encuentro Verde de Listín Diario el director de la fundación Acción Verde, Nelson Bautista; el secretario ejecutivo de la Pastoral Ecológica y medioambiente de la Conferencia del Episcopado Dominicano, Jovanny Kranwinkel; la directora de la fundación Guakia Ambiente, Michela Izzo; y la directora ejecutiva de la Red Nacional de Apoyo Empresarial a la Protección Ambiental (Ecored),  María Urbaneja. 

Dado el interés que mostró Jorge Mera en los diálogos de la mesa, los ambientalistas temen que los logros alcanzados en los últimos meses hayan sido en vano si no hay continuidad en la línea temática.

Todos coinciden en que, como parte de la mesa de diálogo, el Pacto Verde ha sido hasta la fecha el mejor ejercicio democrático en el que diferentes sectores de la sociedad dominicana se han sentado a discutir abiertamente sobre temas importantes.

Valoran que el diálogo permitió compartir visiones sobre aspectos en los que todos estaban de acuerdo, de manera especial en el cumplimiento de la ley 64-00 sobre Medio Ambiente y Recursos Naturales y el fortalecimiento del Ministerio a través del cumplimiento de esta ley.

La Mesa Temática sobre Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático forma parte de las 16 mesas temáticas del Diálogo para las Reformas que lanzó el presidente Luis Abinader en 2021.

El ministro Jorge Mera asumió la coordinación de esta mesa y, como punto de partida para las discusiones, se usó el borrador del Pacto Verde por un Desarrollo Sostenible.

Entre marzo y mayo se realizaron siete reuniones. Un último diálogo, en el que Medio Ambiente entregaría un documento final con las observaciones pendientes, estaba  pautado para el pasado miércoles 8 de junio. La muerte del ministro lo dejó en carpeta.

UN PUNTO DE PARTIDA

De acuerdo con Michela Izzo, el punto de partida común que salió a relucir en la mesa fue el de la certidumbre del derecho, de la  seguridad de la Ley 64-00.

“Cuando se entró en el debate de los proyectos de ley, de todas las carencias que se tienen en términos de política ambiental, el punto clave fue eso. Lamentablemente, el epílogo del ministro es un indicador de que el punto fundamental que hay que intervenir es eso, o sea, que hay reglas que por más que sean deficientes, por lo menos constituyen una base y ni siquiera esa base se está cumpliendo”.

Explica que cuando se trabaja con comunidades de montaña, de la parte alta de las cuencas, que en muchos casos sus territorios colindan o son zonas de amortiguamiento de áreas protegidas, una de las dificultades que encuentran los comunitarios es no tener un respaldo institucional a la hora de reclamar el respeto de ciertas reglas.

“La gente no se siente respaldada y reforzar esa parte de la institucionalidad del Estado es clave porque ahí donde el Estado no es fuerte en términos de institucionalidad, y donde no hay comunidades empoderadas, todo se vuelve propiedad de las mafias. No hay consecuencias y al final es un grupo de poder que se impone ahí donde el Estado carece”.

UN INTERÉS GENUINO

Para María Urbaneja, fue un privilegio que el ministro de Medio Ambiente presidiera todas las sesiones de la mesa de diálogo.

“Era una persona con la que era fácil generar consenso. Aún en momentos difíciles, el ministro siempre estaba ahí. Y eso creo que marcó una diferencia en la mesa. C

Sobre el Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Orientación Médica en la Radio

Orientación Médica TV

Orientación Méd. Legal

Orientacion Medica TV